15 mar. 2010

401

2.- En que demonios pensabas?!

1.- No lo se! No tengo idea, solo las palabras brotaban... Los pensamientos eran uno tras otro, llenos de sentido y lógica, no los podía contener...
(Contesta en tono desesperado e impotente)

2.- Bueno, al menos tu único consuelo es de que tenias razón... Siempre la sueles tener.
(Intentándolo animar, aun así sabiendo que sus palabras serian inútiles, con la misma temerosa seguridad que inicio este cuadro)

1.- Si, pero... De que me sirve?

2.- No tengo idea... Pero a poco no es bien impresionante que suela ser así?

1.- Si... Quizás...
(Suspira, mirando hacia arriba. Hacia lo mas alto. El único lugar hacia donde moverse)


___________________________________________________

El atardecer llegaba. El sol, cansado, se ocultaba en las montañas al horizonte.
El salón estaba vacío, lo único que lo acompañaba era el viento, que se manifestaba en el golpetear de las ventanas y esa triste canción que siempre solia escuchar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario